Etapa DOS

mayo 28 2017 Autor: Cátedra García Cano

Etapa DOS

Experimentaciones sobre el tipo arquitectónico y el tejido urbano.

ciudad vertical

Ludwig Hilberseimer. Propuesta Ciudad Vertical. 1927.

Le Corbusier. Planta propuesta de intervención sobre la trama existente de Nueva York. 1929.

Le Corbusier. Planta propuesta de intervención sobre la trama existente de Nueva York. 1929.

 

“El tejido urbano es la peculiar forma de un área de la ciudad que resulta de la manera en que están dispuestos entre sí los espacios públicos (“las calles”) y los espacios parcelados o edificados (“las casas”).”

Juli Esteban Noguera. “Elementos de ordenación urbana”. Ediciones UPC. ETSAB

 

FUNDAMENTACIÓN Y SENTIDO DE ESTA ETAPA

Tomando como base el concepto de que todo edificio contiene un modelo de ciudad implícito dentro de él, intentaremos develar aquellas ciudades posibles a partir de la repetición de un caso de estudio como tipo.

Un modelo de ciudad funciona como un sistema fijo de relaciones entre las partes. En él se definen las posiciones de las masas edilicias, su grado de continuidad, su tamaño, la forma de los vacíos. Citando a Stan Allen, “la forma importa, pero no tanto las formas de las cosas como las formas entre las cosas.”[1] Todas estas determinaciones, incluso la forma del tipo edilicio típico, dependen del trazado de la ciudad. El tipo edilicio guarda una íntima relación con su modelo de ciudad implícito en la medida en que responde a una parcelación y a una forma del trazado específica. Pensar sobre la constitución de ciudad a partir de la repetición del caso de estudio supondrá, entonces, experimentar especialmente con la forma de los tejidos (dimensión y configuración de masas edilicias, trazados, anchos de calle, disposición de las relaciones lleno-vacío, etc.).

La forma tradicional de la manzana cuadrangular de Buenos Aires con loteo alargado y perpendicular a la calle tiende a la conformación del borde de la misma a partir de la repetición de bloques entre medianeras con un frente a la calle. A su vez, el pulmón de manzana no siempre resulta materializado dependiendo de los diferentes momentos y normativas vigentes.  La aparición de los edificios exentos en el repertorio de formas posibles, dio lugar a anomalías en el tejido tradicional, produciendo vacíos entre edificios, retiros de las líneas reglamentarias, desarticulaciones volumétricas, etc. Tanto el edificio entre medianeras como la torre de perímetro libre contienen sus propios modelos de ciudad implícitos y opuestos entre sí.

Los casos estudiados en la ETAPA UNO se sitúan en esta tensión y representan diversas respuestas proyectuales al terreno y al fragmento urbano en el que se insertan. En algunos de ellos el modelo de ciudad al que responden es más evidente y en otros ya no lo es tanto o podríamos incluso pensar que no existe a priori, sino que el edificio resulta de una respuesta contextual. En todo caso el desafío de esta etapa es explicitar e incluso imaginar estos modelos como un aporte en la constante y necesaria experimentación sobre la forma del tejido urbano.

OBJETIVOS GENERALES

  •  Estudiar la interrelación entre formas arquitectónicas y espacio urbano a partir de las categorías de tipo, tejido y paisaje.
  • Asimilar lo estudiado en los ejercicios anteriores a partir de la apropiación del material analítico producido.
  • Ensayar herramientas de representación espacial destinadas a modelizar transformaciones de la realidad a escala urbana.

ESQUICIO: VARIACIONES DEL TIPO

Se tomará el caso asignado aislándolo de su ubicación en un lote determinado, con el fin explorar la potencialidad del tipo para generar tejido.

El primer paso para operar será reconocer las características formales del caso para determinar las variables intervinientes en su organización. (determinar las partes que lo componen, las clases de relaciones que se establecen entre las partes, las articulaciones entre conjuntos de partes, etc).

Una vez reconocidas las partes y sus relaciones, se propondrán transformaciones, a partir de la manipulación directa de las plantas tipo, que exploren cómo el caso podría constituirse en un tipo para responder a las diferentes condiciones que se presentan en un potencial tejido urbano, determinando nuevas conformaciones de tipo angular, lateral, central, desagregado, conglomerado y sus múltiples combinaciones.

EJERCICIO FINAL:

León Krier. La arquitectura de la comunidad.

León Krier. La arquitectura de la comunidad.

“La calle, esa estructura simple y ordinaria que permite circular, volver a casa y tener un domicilio, es la primera manifestación de la ciudad. Recta o sinuosa, ancha o estrecha, inscripta en una retícula regular, como en las ciudades chinas o coloniales, o en una red arborescente, como en las medievales o árabes, toda ciudad tiene su origen en la calle. Hasta tal punto que su plano se confunde, en lo esencial, con el plano de sus calles. (…) Si, como dice Devillers (1986), “unas arquerías no hacen una calle” cuando sirve directamente a los edificios a ambos lados y al mismo tiempo permite los desplazamientos, una vía merece el nombre de calle. La noción de calle viene de esta doble característica: recorrido y soporte de la edificación. Se trata de trazados antiguos o vías modelos, la calle ordena la edificación y orienta el espacio de las parcelas.

(…) La calle y la trama parcelaria que se instaura a sus dos lados forman, por tanto, la base de la construcción de la ciudad. Proyectarlas juntas, como dos términos de una relación dialéctica es condición necesaria para dejar atrás los enfoques sectoriales que reducen la ciudad a una colección de objetos.”

PANERAI, Philippe; MANGIN, David “Proyectar la ciudad”.

“El tejido urbano resulta de la superposición de dos lógicas: la de subdivisión del suelo en parcelas para la edificación y la de los trazados viarios que les da servicio. Sin una división pertinente que haga corresponder a las parcelas los tipos de construcción apropiados y que regule de modo duradero sus relaciones con el espacio público, no habría más que una colección de objetos, más o menos dispares, eventualmente reunidos por criterios estéticos -materiales, colores, modulación, etc. Si no hay un diseño de las vías que vaya más allá del simple servicio funcional para conseguir organizar un conjunto de relaciones complejas en el barrio sólo habrá una sucesión de operaciones inmobiliarias autónomas incapaces de favorecer que, con el tiempo, se desarrollen las actividades y los usos que caracterizan a la ciudad. 

La unidad elemental de la ciudad podría representarse por la sección de una calle con las parcelas a las que da servicio a sus dos lados. Pero cuando se trata de un territorio más vasto que el primitivo pueblo-calle, el viario se organiza en redes más o menos regulares y la edificación se concentra y se adosa. La manzana aparece como resultado, como el conjunto de las parcelas privadas unidas por la malla viaria. Esta unidad no significa la uniformidad indisociable de la edificación. Y es preciso poder escapar a ese ‘hacer como si´, mediante el que se asimila la manzana a una forma dada -una edificación que rodea a un corazón de manzana que en el mejor de los casos no es más que un gran patio común- para reflexionar sobre su estructura, y sin perder de vista la relación calle-edificio que la ordena.

PANERAI, Philippe; MANGIN, David “Proyectar la ciudad”.

 

Conformar un tejido urbano a partir de repetición y redistribución de las variaciones del caso realizadas en el esquicio que responda a las siguientes premisas:

  • Extensión del tejido: 100 hectáreas
  • Cantidad de habitantes: 100.000 habitantes
  • Densidad máxima: 2700 hab/hec o la propuesta por el caso en su condición original
  • Densidad mínima: 800 hab/hec

Será necesario proponer una forma de ocupación y distribución de los llenos y los vacíos que redefina el conjunto de variables que conforman el tejido: forma del trazado, amanzanamiento, parcelamiento, forma de la red de espacios públicos.


[1]             Stan Allen, “Del Objeto al Campo: condicions de campo en la arquitctura y el urbanismo” Versión original: “From Object to Field” en Practice: Architecture, Technique + Representation Editorial Routledge, New York, 2009.

 

EJERCICIO 4. El trazado urbano.

mayo 4 2017 Autor: Cátedra García Cano

e4_1

e4_2  e4_3

 

Objetivos

  • Introducir el concepto de trazado, trama, grilla, red de espacio público
  • Reconocer continuidades y discontinuidades en el trazado urbano (alteraciones de grilla matriz).

PAUTAS DE TRABAJO escala 1:1000 a definir según el caso

Partiendo de la manzana del caso asignado, extender el fragmento urbano a relevar hasta encontrar discontinuidades relevantes. Relevar el trazado del fragmento delimitado. Aislar manzanas, parcelas y red de espacio público.

1- Forma del trazado

Reconocer si existe un tipo de trazado predominante y registrar elementos a partir de los cuales éste se orienta. Identificar las áreas continuas y discontinuas. Identificar los límites del fragmento estudiado.

2- Amanzanamiento

Aislar el amanzanamiento. Hacer un dibujo que distinga las manzanas según sus dimensiones (medidas, superficie) aplicando la siguiente escala.

0 a 0,5 hec color 14 autocad
0,5 a 1 hec color 12 autocad
1 a 1,5 hec color 10 autocad
1,5 a 2 hec color 210 autocad
2 a 3 hec color 190 autocad
+ de 3 hec color 170 autocad

Relevar el grado de homogeneidad de las manzanas e identificar el/los tipo/s predominante/s atendiendo a su proporción y figura (cantidad de lados, ángulos). Será parte del ejercicio fijar el rango de heterogeneidad.

Incorporar el parcelamiento y estudiar los tipos predominantes junto con las atipicidades.

3- Red de espacios públicos

Aislar las calles y plazas. Hacer un dibujo que releve los anchos de calles distinguiendo el espacio peatonal del vial, aplicando la siguiente escala

0 a 8m color 12 autocad
8 a 16m color 22 autocad
16 a 24m color 32 autocad
24 a 32m color 42 autocad
32 a 40m color 52 autocad
40 a 48m color 52 autocad
48 a 56m color 62 autocad
56 a 64m color 72 autocad
64 a 72m color 82 autocad
72 a 80m color 92 autocad
80 a 88m color 102 autocad
88 a 96m color 112 autocad
96 a 104m color 122 autocad
104 a 112m color 132 autocad
112 a 120m color 142 autocad
120 a 128m color 152 autocad
128 a 136m color 162 autocad
136 a 144m color 172 autocad
+ de 144 color 212 auticad

Hacer un dibujo que releve los largos de las calles del fragmento urbano y las clasifique según su extensión. (valor de línea por longitud sin tener en cuenta su denominación. Más extensa más gruesa, menos extensa más fina)

4- Relaciones

Vincular los resultados del punto 2 y 3 en búsqueda de patrones de comportamiento.

Parámetros:

Recopilar una serie de datos del caso de estudio y volcarlos a la planilla compartida para
completar el análisis.

m2-2017-etapa-uno_excel

  • Superficie del lote (m2)
  • Medida de lote (si es un lote rectangular sólo llenar frente 1 y profundidad, si es en esquina Frente 1 ochava 1 frente 2, etc.)
  • Ancho de calle (m – distancia de línea municipal propia a línea municipal del edificio de enfrente)
  • Longitud de línea municipal
  • Longitud de línea de frente interno

Para cada planta (planta baja, planta tipo 1, planta tipo 2, etc.)

  • Cantidad de pisos que se repite
  • Cantidad de departamentos de la planta y cantidad de dormitorios por departamento
  • Superficie cubierta de la planta (m2)

Para la planta tipo principal

  • Perímetro urbano de planta tipo (m – perímetro de planta tipo sobre el que se vuelcan ambientes servidos y que tienen contacto con el espacio urbano)
  • Perímetro de planta tipo (m)
  • Huella del edificio (sup cubierta + semicubierta máxima)
  • Cantidad y distribución en la parcela de la superficie descubierta (m2- superficie descubierta en planta baja)
  • Superficie semicubierta visible (m2- superficie semicubierta visible en planta baja)
  • Superficie cubierta visible (m2- superficie interior visible en planta baja)
  • Altura de frente (m – altura/s del edificio)
  • Ancho entre edificios (m – distancia de línea de edificación propia a línea de edificación del edificio de enfrente)

Archivos necesarios para desarrollar el ejercicio:

DESCARGAR ARCHIVO BASE C.A.B.A (dwg)

DESCARGAR PLANILLA (xlsx)


 

Etapa Uno

abril 2 2017 Autor: Cátedra García Cano

Etapa UNO

“La construcción de la ciudad –de una parte de ciudad- combina a lo largo del tiempo las distintas operaciones sobre el suelo y la edificación, y la complejidad de su resultado no es sólo repetición de tipos o yuxtaposición de tejidos, sino que expresa el proceso encadenado en que las formas y los momentos constructivos se suceden con ritmos propios. Distancias o continuidades, alineaciones y vacíos, perfiles y encuentros, solares y monumentos describen así la secuencia de un proceso temporal materializado en formas estáticas.” [1]

 

OBJETIVO GENERAL

Estudiar las relaciones recíprocas entre la forma del espacio urbano de la ciudad y la forma de los edificios identificando operaciones en la forma arquitectónica que modifican la condición de la forma del espacio urbano.

El espacio urbano es el resultado de la formación de dos categorías de suelo diferenciadas, que hemos asimilado como equivalentes a los dominios público y privado. Si estas dos categorías las trasladamos al terreno de las formas físicas que componen la ciudad, tendremos:

– Espacios públicos, constituyendo el “vacío” del espacio urbano, prevaleciendo en ellos la continuidad.
– Espacios privados, constituyendo lo “lleno” del espacio urbano, siendo su principal característica la compartimentación, ya que se organizan dentro de parcelamientos adicionados. [2]

Estas dos categorías son excluyentes y complementarias, de modo tal que la delimitación de una de ellas comporta la automática delimitación de la otra y, la forma particular que esta interrelación adopta en un fragmento de ciudad constituye lo que usualmente se conoce como “tejido urbano“. Así, el ancho de una cuadra, su longitud, la forma del trazado, las condiciones topográficas, el volumen edificado son algunas de las condiciones que definen al tejido y lo caracterizan.

 

OBJETIVO ESPECÍFICO

Las preguntas guías serán: ¿cómo determinan los edificios el espacio urbano? y ¿cómo condiciona la ciudad una respuesta singular en la arquitectura?
Para responderlas estudiaremos una serie de edificios a través de un conjunto de dibujos analíticos, observando la forma que adquiere el fragmento de espacio público que los rodea, con el objeto de medir el impacto que generan sus resoluciones arquitectónicas en el tejido existente. Buscamos con este ejercicio investigar esas oportunidades de hacer ciudad que se dan en cada lote y en cada construcción.

Los casos de estudio serán seis edificios de vivienda colectiva localizados en distintos lugares de la ciudad de Buenos Aires.

LA ETAPA UNO SE COMPONE DE LOS SIGUIENTES EJERCICIOS:

EJERCICIO 1. Lo urbano en lo arquitectónico. Organización.

– EJERCICIO 2. El espacio peatonal. Cualidad del límite.

– EJERCICIO 3. El espacio urbano. Configuración del límite.

– EJERCICIO 4. El trazado urbano. Forma de la urbanización.

 


  1. Manuel Solà-Morales i Rubió, “Las formas del crecimiento urbano” Ediciones UPC, Barcelona, 1997
  2. Cabe aclarar que, dentro de estos parcelamientos no sólo se realizan actividades de uso privado, ya que los edificios públicos también se encuentran en espacios parcelados. De aquí en adelante nos interesará reflexionar sobre esta categoría de lo público extendiendo su campo de influencia a partir del reconocimiento e inclusión de aquellas porciones de espacio privado que, por estar vacías o ser visibles, participan del mismo.

EJERCICIO 1. Lo urbano en lo arquitectónico. Organización.

abril 2 2017 Autor: Cátedra García Cano

03

Objetivos

– Estudiar la relación entre parcela y disposición y forma del perímetro edificado.
– Introducir el concepto de espacio urbano.
– Estudiar la relación entre tipos de edificios, ocupación y espacio urbano.

PAUTAS DE TRABAJO Escala 1:250

Relevar la clase de relación que establecen los espacios interiores con el espacio urbano.

1- Tipos de espacios

Reconocer la ubicación de los diferentes tipos de espacios en el interior de la planta tipo del edificio y su relación con el perímetro del edificio clasificándolos con color según la codificación pautada. (Tomaremos como criterio para la clasificación espacios servidos, espacios sirvientes y espacios comunes)

2- Orientación

Relacionar la disposición de los espacios interiores estudiados con la orientación. Ubicar el norte y distinguir orientaciones.

3- Relación de disposición de espacios servidos en la planta tipo y parcela

Relacionar la disposición de los espacios servidos estudiados en el punto 1.1 con la forma y utilización del perímetro del edificio. Establecer qué relaciones establece el perímetro del edificio con la parcela.

EJERCICIO 2. El espacio peatonal. Cualidad del límite.

abril 2 2017 Autor: Cátedra García Cano

05

Objetivos.

– Introducir el concepto de espacio público y privado.
– Estudiar la forma del espacio peatonal tradicional y moderno y sus características.
– Reconocer el rol de la arquitectura en la determinación del espacio urbano peatonal. Estudiar los elementos que le dan forma al espacio público. Estudiar los elementos que determinan el tipo de relación que cada edificio establece con el espacio público.

PAUTAS DE TRABAJO Escala 1:500

Relevar la planta baja del edificio asignado y dibujar la forma del espacio peatonal observando la relación que el edificio establece entre el espacio público y el espacio privado a nivel peatonal.
Será necesario extender el dibujo hasta delimitar el fragmento de calle en el que el edificio se localiza.

1- Registro fotográfico del edificio y su entorno.

Fotografiar el edificio y la relación con su entorno.

2- Contornos con codificación de materialidad.

Registrar cualidades materiales del límite de ese fragmento de espacio urbano. Diferenciar a
través del valor y tipo de línea:

  • Límites transparentes (halles vidriados, rejas)
  • Límites opacos (paredes ciegas, medianeras murarias o vegetales),
  • Elementos que forman parte de la delimitación del suelo (canteros, escalones, etc.)
  • Proyecciones de los elementos que constituyan límites en el plano superior del dibujo (aleros, proyección de la planta tipo, etc.)
  • Vegetación, si constituye un límite relevante en el registro.

3- Grados de publicidad.

Sobre los dibujos realizados manchar las distintas áreas visibles distinguiendo con cuatro gradientes del mismo color:

  • el espacio exterior descubierto
  • el espacio exterior semicubierto
  • el interior pero visible.
  • el interior pero no visible.

4- Sección con codificación de materialidad en escala 1:500.

corte-galibos

Realizar una sección vertical de la calle que registre las cualidades materiales del límite de ese fragmento de espacio urbano (Sección por el plano principal del edificio estudiado incluyendo el edificio de enfrente. De haber más de un cuerpo, realizar todas las secciones relevantes.) Mantener la codificación del punto 1.

Trazar una línea que pase por el punto medio de la calle y por el punto más alto del plano principal del frente del edificio. Trazar otra línea que pase por el punto medio de la calle y por el punto más alto del frente del edificio proyectado sobre el plano de línea municipal.

EJERCICIO 3. El espacio urbano. Configuración del límite

abril 2 2017 Autor: Cátedra García Cano

04

Objetivos.

– Estudiar la forma de ocupación y su relación con los tipos edilicios (edificio entre medianera, edificio exento, edificio semilibre, edificio híbrido)
– Estudiar la forma del espacio tradicional y moderno y sus características.
– Reconocer el rol de la arquitectura en la determinación del espacio urbano. Estudiar los elementos que le dan forma al espacio urbano. Estudiar los elementos que determinan el tipo de relación que cada edificio establece con el espacio urbano.
– Introducir el concepto de tejido urbano.

PAUTAS DE TRABAJO escala 1:750

Relevar la forma de ocupación del edificio y su entorno próximo observando especialmente las relaciones que se establecen entre edificio, parcela y manzana.

1- Forma de la manzana, parcelamiento

Ampliar el fragmento urbano dibujado en el ejercicio 2 incluyendo la manzana completa del caso asignado. Medir la manzana.

2- Identificación de tipo/s de parcela predominante/s en la manzana.

Hacer un dibujo que distinga las parcelas según sus dimensiones (medida de frente y proporción frente-fondo, superficie). Relacionar cantidad y tipo de parcelas con forma de la manzana. Relevar el grado de heterogeneidad del parcelamiento e identificar el/los tipo/s predominante/s.

3- Forma del vacío – contornos volumétricos con variación de valor de línea según alturas.

Relevar la forma de la ocupación a través de una serie de dibujos de cortes sucesivos del edificio y su entorno más próximo. Estos dibujos se realizarán cada vez que se produzca un cambio significativo en su volumetría y tomarán la forma de contornos que deslindan áreas llenas de áreas vacías. Rellenar las áreas y superponerlas de manera de poder leer la variación del volumen y del espacio urbano simultáneamente. Para ello los contornos deberán tener su valor de línea asignado (+ alto=+ grueso) y las manchas, un grafismo que permite leer la superposición (grados de color, transparencia, rayados, etc.)